.
.

SALA DE ARQUEOLOGÍA DE LA CATEDRAL DE PAMPLONA



La sala de arqueología de la exposición Occidens, actual museo de la catedral de Pamplona, quizás sea la que pasa más desapercibida para el visitante dentro del conjunto monumental de la catedral. Pero ya en otro artículo vimos que es una sala que guarda tesoros que no podemos pasar de largo. En este enlace puedes leer el artículo sobre el sello de Lucio Cornelio, el primer nombre documentado de un pamplonica que vivió en la zona de la iglesia de San Fermín de Aldapa, y que se encuentra expuesto en esta sala.

Pero el sello de Lucio Cornelio no es la única sorpresa que se guarda en la sala de arqueología de la catedral de Pamplona. Es el único lugar donde se conservan a la vista restos arquitectónicos de la antigua ciudad de Pamplona, la ciudad de Pompelo, y del antiguo poblado vascón sobre sobre el que fue levantada la ciudad romana. En la sala de arqueología podemos ver varios muros de un edificio romano, y los restos del empedrado de una calle de la antigua ciudad vascona. 
También en la sala se conservan los restos de una cabaña de la ciudad vascona donde se encontró el esqueleto de un pequeño que fue enterrado bajo el suelo de la cabaña. 
Por otra parte en las vitrinas que rodean la gran zanja dónde se encuentran los restos arquitectónicos podemos apreciar fragmentos de cerámicas vasconas y romanas
También hay un hallazgo muy interesante que se hizo dentro de la iglesia catedral, monedas que aparecieron en un ninfeo, fuente sagrada romana, que se encontraba en la nave principal de la catedral. En esta fuente sagrada se encontraron más de 1.000 monedas que fueron arrojadas al agua como como ofrenda para los dioses. En una de las vitrinas se expone una muestra de las mismas.
En las paredes de la sala también se exponen dos fragmentos de mosaicos de casas de la Pompelo romana.
En definitiva, si queremos contemplar los restos más antiguos de la ciudad lo haremos en la sala de arqueología de la catedral de Pamplona, No se ha tenido la suficiente sensibilidad por parte de las administraciones para conservar el abundante número de restos constructivos de la antigua Pompelo que han aparecido en las diferentes excavaciones que se han hecho en la ciudad. Por eso, si visitas la catedral no te olvides de valorar en su justa importancia los hallazgos expuestos en la sala de arqueología, que son  parte importante del pasado más remoto de Pamplona.


Búsqueda de rutas